Un plan de crecimiento es un documento que contiene, básicamente, los objetivos de tu empresa para crecer y las estrategias a seguir. El plan puede modificarse a lo largo del tiempo teniendo en cuenta las circunstancias o las novedades que se produzcan en el mercado.

¿Qué es el crecimiento en el mercado?

Es el aumento de la demanda de los consumidores para un  servicio o un producto, registrado a través del tiempo. Si los consumidores no tienen una gran demanda, el crecimiento se considera es lento o estancado. Si los consumidores solicitan mucho el producto o el servicio, se incrementa el crecimiento.

¿Cuales son las claves para elaborar un plan de crecimiento con éxito?

A la hora de plantearte un plan de crecimiento, debes entender primero qué es un documento que incluye básicamente:

  • Los objetivos de tu empresa,
  • Las estrategias para el proyecto de crecimiento previsto,
  • La estructura institucional, las necesidades de inversión para financiar tu proyecto y
  • Las soluciones para resolver problemas futuros tanto internos como externos.

Para crecer correctamente y de manera planificada, es importante poner los recursos necesarios para ello  y definir unos objetivos de desarrollo empresarial tanto corporativos como por departamentos. Además, es importante definir un sistema de control o cuadro de mando con el que poder velar por el cumplimiento de los objetivos planteados y en el que reflejar los cambios en los planes.

Las claves que debes olvidar son esas:

  • Determinar las oportunidades de negocio y mercados de interés: Debe formar parte del plan previamente porque debes saber cuál será la hoja de ruta a seguir.
  • Descripción del mercado, existente o por crear así como la  justificación financiera de los medios elegidos para vender en él los productos o los servicios: Debes saber cuánto te  va a costar todo lo que vayas a hacer, a qué tipo de mercado te enfrentas,  qué dificultades puedes encontrarte, y además la mejor manera de vender en este mercado.
  • Estar seguro de que conseguirás una ventaja competitiva sostenible en el tiempo y justificable frente a la competencia: El plan de crecimiento debe recoger cómo esperas que funcione el producto en el mercado al que te diriges.
  • Planificar el crecimiento de la empresa a medio plazo, generalmente entre 3 y 5 años. Incluso si las cosas te van mejor antes, es importante que sepas que calcular el plazo medio de tu plan de crecimiento es absolutamente necesario.
  • Definir los objetivos de crecimiento individuales y corporativos porque todos los implicados deben de tener objetivos definidos en el plan de crecimiento, para que se impliquen de la forma correcta.
  • Analizar las desviaciones frente a los objetivos y actuar consecuentemente. El plan de crecimiento no es inamovible. Debes ajustarlo a los nuevos objetivos o ser capaz de modificarlo si las cosas no salen como lo tenias previsto.
  •  Buscar mejorar los resultados de tu empresa en las ventas y aumentar su  presencia en el mercado. Este es el fin último del plan.

Creas una empresa para ganar dinero y crecer, así que es necesario incrementar  las ventas y ampliar mercados.

Para lograr el éxito en un plan de crecimiento, es necesario intentar prever todo lo que puede ocurrir, ser capaces de llevarlo a cabo con los recursos necesarios, ser capaz de rectificar si las cosas salen mal.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies