El matemático alemán Carl Gustav Jacob Jacobi solía resolver problemas difíciles siguiendo una estrategia simple: ” man muss immer umkehren” (“siempre tienes que regresar”). Jacobi sabía que en la naturaleza de las cosas, muchos problemas difíciles se resuelven mejor cuando se abordan al revés.

Generalmente pensamos y resolvemos problemas al pensar de manera progresiva. Pongamos por ejemplo, que quieres mejorar la innovación en tu negocio. De cara al futuro, pensarías en todas las cosas que podrías hacer para fomentar la innovación.
Sin embargo, si observas el problema al revés, pensarías en todas las cosas que podrías hacer para desalentar la innovación.

Idealmente, evitarías esas cosas. ¿Suena simple verdad?

Este proceso se conoce como inversión: abordar los problemas al revés. Al pensar en inversión, te encuentras con ciertos comportamientos que te gustaría evitar.

Y convendrás conmigo, que es mucho más fácil evitar lo que no quieres que obtener lo que quieres.

El pensamiento hacia atrás es tan importante como el pensamiento hacia adelante, y funciona en todos los aspectos de la vida.

¿Qué significa esto en la práctica?

Pasar tiempo pensando en lo contrario de lo que quieres no es algo natural para la mayoría de las personas. Y, sin embargo, pensar hacia atrás ayuda a mejorar la comprensión del problema y te obliga a considerar diferentes perspectivas en las cuales no pensarías habitualmente.

Ya sabes que cada persona en marketing quiere atraer nuevos clientes. Pues, en lugar de preguntarte “cómo conseguir nuevos clientes”, pregúntate “cómo NO conseguir nuevos clientes”. Y haz lo contrario de lo que obtienes en la lista.

En lugar de preguntarte: “¿Qué debería hacer para mejorar mi empresa o hacer lo mejor en mi trabajo”, deberías hacerte la siguiente pregunta “¿Qué es lo que más perjudica a mi empresa o qué me impide hacer lo mejor en mi trabajo y cómo se puede evitar? “.
Identifica los puntos de falla obvios y trata de mantenerte alejado de ellos.

Un enfoque diferente puede revelar ideas diferentes. Invertir el problema no siempre lo resolverá, pero te ayudará a evitar problemas.

Hola, soy Valérie Calveyrac

Creadora  de las webs por2cuenta.com y experimentopanzergeist.es.

Me gusta dar largos paseos con mis perras por los campos  para después relajarme en el sofá con un zumo recién exprimido viendo una película de acción.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies